ARTICULOS DE OPINION

[opinion][grids]

escriben nuestros lectores

[con la pluma de][grids]

¡QUE LOCURA!


¡QUE LOCURA!

Albert Einstein definía locura como la pretensión de obtener resultados diferentes repitiendo siempre la misma conducta.

Si aceptamos esta definición como buena (y el personaje que la enunció merece todo nuestro respeto) tendremos que admitir que nuestros gobernantes (¿?) actúan de manera absolutamente desquiciada. Anuncian a todo gañote que acaban de decretar el aumento creo que décimo tercero de los últimos tres años con la pretensión de que el resultado sea… ¿Cuál?

Si hasta ahora cada vez que se aumentó el salario los índices de inflación se dispararon de inmediato, por que esperar ahora, que con este 50% de aumento del salario mínimo y aún mayor del salario integral incluyendo los bonos de alimentación, se logrará un resultado diferente a un nuevo incremento mayúsculo de la tasa de inflación. Porque a nadie le cabe la menor duda, excepto, al parecer, a los geniales funcionarios que determinan la política económica de este -por llamarlo de alguna manera- gobierno, sin un aumento paralelo de la oferta de bienes y servicios, que a todas luces es imposible en el entorno macroeconómico, jurídico y social existente en la Venezuela actual. Es decir lo que se va a producir como resultado de esta medida es un nuevo récord mundial en los índices de precios al consumidor.

Las arcas del tesoro nacional están vacías, lo que impide la importación de bienes de consumo, particularmente por la bien ganada fama de pésimos pagadores, además de excelentes “guisadores” en los negocios de importación por el equipo de funcionarios de las empresas públicas que monopolizan las compras en el exterior. Por tanto el aumento de la oferta de bienes y servicios por la vía de las importaciones será imposible. La producción interna, después de haber arruinado las empresas estatizadas, no puede tampoco resolver el incremento.

Consecuencia inmediata del mega aumento de la masa monetaria circulante en poder del público y con la misma cantidad de bienes y servicios ofrecidos en el mercado, hasta un mal estudiante de 1er. Año de Economía lo sabe responder… INFLACIÓN o quizás HIPERINFLACIÓN.

Es lamentable que estos mediocres funcionarios gobierneros secuestrados en unas dogmáticas creencias decimonónicas, no sean capaces de hacer un giro, ni siquiera un mínimo giro, para intentar acciones diferentes que busquen resultados diferentes.

Esta nomenclatura socialista, es incapaz de escuchar voces desde su propio bando (ver aporrea.com) ex-ministros como Felipe Pérez Martí o Víctor Álvarez que se expresan con actitud bien crítica, pero no, ahí está un ex encapuchado tirapiedras que a la menor insinuación de salirse del guion marxista-leninista-cubano, le recuerda al que figura como presidente (el pobre, no tiene ni idea de donde está parado) que tiene que seguir el credo que el galáctico líder les dejó como legado inamovible y ¿eterno?

Dios (su tiempo es perfecto ¿No?) quiera que no sea eterno. Esta locura que nos está llevando a la mayor debacle económica que jamás ha existido tiene que terminar. Un pueblo sometido y humillado finalmente tiene que abrir los ojos, de hecho ya los está abriendo.

Por Tomas San Miguel    @supertuiter0    tsanmiguel01@gmail.com


  Si te gustó el artículo, dale al botón Twitter o Facebook y nos ayudas a difundirlo automáticamente a tus seguidores. Gracias
Post A Comment
  • Blogger Comment using Blogger
  • Facebook Comment using Facebook
  • Disqus Comment using Disqus

No hay comentarios :


de la pluma de

[de la pluma de][grids]

criterios en columna

[criterios][grids]

Luis F. Córdoba R. @lfcr81

[@lfcr81][grids]

También es noticia

[enlace][grids]
noticias, informacion, investigacion, sobre Venezuela, corrupcion,atraco al pueblo, atracoalpueblo.com,Maduro,Asamblea Nacional,Diosdado,dolar paralelo, la patilla, run runes, opinion, dolar today